La ortiga es una hierba reconocida en el mundo de la medicina natural por sus propiedades desinflamatorias y desinfectantes. Además, es popular por la sensación dolorosa que deja en la piel.

Sin embargo, en el mundo esotérico, la ortiga ha sido utilizada desde tiempos antiguos para repeler el mal. Es tanto su poder, que es vital en los rituales de exorcismo, pues esta hierba protege de malos espíritus, hechizos y magia negra.

Las formas de preparar la ortiga para fines mágicos son múltiples, desde baños con la infusión hasta la creación de pequeños sacos. Sin embargo, contarás con la protección de esta planta con el solo hecho de tenerla en macetas, decorando tus espacios.